InicioActualidadesUnidades educativas en Quito están listas para el regreso a las aulas...

Unidades educativas en Quito están listas para el regreso a las aulas de forma voluntaria y progresiva | Ecuador | Noticias

El Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional y el Ministerio de Educación autorizaron que 1.301 entidades pueden retornar. En Pichincha son unas 150.

Unidades educativas en Pichincha y Quito alistan el regreso voluntario y progresivo a clases desde el próximo lunes 7 de junio.

A nivel nacional, se autorizó el regreso de 1.301 establecimientos. En Pichincha fueron autorizadas 154 instituciones educativas por el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional y el Ministerio de Educación y en Quito 48.

En el colegio SEK, ubicado al norte de la capital de la República, al menos hay 110 aceptaciones de los padres de familia para que sus hijos vayan nuevamente a las aulas, desde preescolar hasta tercero de bachillerato, de un total de 520 alumnos.

María Dolores Herrera, directora general del colegio SEK Ecuador, explicó que hay una estructura física con 12 puertas de acceso que permite el ingreso de grupos de manera individual. Son recibidos por personal de la entidad. Se toma la temperatura.

La capacidad física del colegio permite asignar aulas específicas para los niños y adolescentes, en las que no tienen contacto ni cercanía con otros paralelos del mismo grado o curso, agregó.

Sostuvo que, a partir del cuarto de básica, usan chalecos de colores para identificar cada uno de los paralelos lo que permite asignar zonas específicas.

Los horarios de almuerzo también están establecidos entre 11:30 hasta las 14:00 con lo que tampoco hay contacto.

Si se diera algún caso que, hasta el momento no ha sucedido durante la presencialidad, sería más fácil identificar qué grupo debería tal vez entrar en una cuarentena, expresó.

El Gobierno anunció un retorno voluntario y progresivo a clases desde este lunes 7 de junio

“Cada grupo está en su aula, en su espacio abierto y en su zona de recreo, acompañados desde que llegan a clases hasta que salen del colegio siempre de un profesor”, acotó.

Además hay mesas con división de metacrilato, lavado de manos antes y después de haber salido de un espacio para ingresar a una nueva actividad.

Herrera, recordó que la entidad fue el colegio piloto autorizado en septiembre de 2020 para la modalidad presencial.

Indicó que la próxima semana habrá alumnos que asistirán y también con clases en línea.

La entidad ha aplicado de manera continua pruebas PCR de detección de COVID-19 a los trabajadores.

En el colegio fiscal Tumbaco, un grupo de estudiantes irá lunes, miércoles y viernes y otro grupo, martes y jueves, quienes forman parte del bachillerato técnico, según indicó su rectora Ruth García, a Ecuavisa.

En el Emdi School, que se ubica en la zona de Angamarca, en el Valle de los Chillos, unos 45 alumnos de 250 retornarían de manera presencial.

Gremios apoyan con condiciones

La Unión Nacional de Educadores (UNE) y la Red de Maestros se mostraron de acuerdo con el regreso a las aulas pero hicieron peticiones al Gobierno.

Planteles privados en Guayaquil y Samborondón están listos para que sus estudiantes vuelvan de forma física

De acuerdo a Andrés Quishpe, coordinador de la UNE, para el retorno progresivo y voluntario, el Gobierno debe garantizar que la planta docente y el personal técnico hayan recibido la segunda dosis de la vacuna en contra del coronavirus.

Agregó que, de los aproximadamente 161.000 maestros que hay, el 85% ha recibido la primera dosis en contra del coronavirus y de ese 85%, 15.000 tienen la segunda dosis.

Nelly Miño, subcoordinadora nacional de la Red de Maestros, pidió al Estado proveer de los insumos necesarios para establecer los protocolos de aseo y de seguridad y que los docentes estén vacunados con ambas dosis.

Miño acotó que durante muchos meses no ha habido personal de limpieza en algunas entidades de educación.

Isabel Vargas, presidenta de la UNE, acotó que debe haber la infraestructura necesaria pues sostuvo que en algunas unidades educativas no hay agua potable o baterías sanitarias o que se cuente con las guías pedagógicas así como los elementos de bioseguridad.

Artículos relacionados